24
Mié, Abr

Por calor aumentan las enfermedades gastrointestinales

Salud
Typography

Cancún, 26 de marzo, (Infoqroo).- Conforme aumenten las temperaturas y más en esta temporada vacacional de Semana Santa, las enfermedades diarreicas se incrementan hasta 50 por ciento debido a que el calor y el medio ambiente generan mayor contaminación y muchos alimentos se echan a perder, sobre todo los de temporada: pescados y mariscos, señaló,Francisco Mendiola Franco, director de Salud municipal en Benito Juárez.

En conferencia de prensa, añadió que los niños y los adultos mayores son los más expuestos a contraer infecciones gastrointestinales, por lo que llamó a tener mayor cuidado con esos sectores de la población.

Recordó que es una época en la que se consumen más alimentos del mar.

En ese sentido, sugirió evitar el consumo de la barracuda, que puede provocar la ciguata –enfermedad posterior a la ingestión de pescado con cierta cantidad de toxinas–,  también clásica de la zona.

Consideró que para enfrentar esta situación “no hay nada mejor” que mantener una alimentación balanceada.

Según dijo, en el sector salud se atienden al día, hasta siete diferentes tipos de enfermedades, y quizá dos sean diarreicas, pero en estas fechas de calor, se reportan hasta dos, lo que significa un incremento de hasta el 50 por ciento durante la temporada vacacional.

El funcionario destacó que el ciclo de infecciones gastrointestinales tiene mayor empatía con niños y los adultos mayores, que son los que tienen mayor grado de vulnerabilidad ante ese tipo de alimentos.

De igual forma, advirtió que si a las enfermedades gastrointestinales no se les da la atención debida, sobre todo  en niños, pueden llegar a presentar algún choque hipovolémico.

Puntualizó que eso no quiere decir que se descuiden los adultos; de ahí que también sea muy importante mantener la hidratación y el control de medicamentos para evitar complicaciones.

“Hay bacterias que se pegan al intestino y que no son fáciles de digerir y eso genera complicaciones”, precisó.

Insistió en que es muy importante, primero, la mantener una buena hidratación antes de acudir con un especialista y después no auto medicarse y saber qué tipo de alimentos se consumieron.